Cartillas de judaísmo

Cartillas de judaísmo

Hemos iniciado la publicación de una serie de breves artículos sobre diversos temas relativos a la vida judía, que hemos denominado “Cartillas de Judaísmo”.

El propósito de estas Cartillas es entregar material que permita ir aprendiendo como conducirse en diversas situaciones e información de interés general que facilite un mejor conocimiento del judaísmo. Te invitamos a coleccionar estas Cartillas que podrán servirte como material de consulta. Dado que esperamos que sean muchos los colaboradores de ésta sección no hemos diseñado una estructura determinada, por lo que el ordenamiento dependerá de tus intereses.

 

¿QUE Y QUIENES SOMOS?

El término judaísmo se refiere a la religión, la tradición y la cultura del pueblo judío.
Mientras otras religiones pueden trascender varias naciones y culturas, el judaísmo es exclusivamente la religión y la cultura de un pueblo específico. Aunque religión, cultura y etnia son conceptos diferentes, en el judaísmo están estrechamente interrelacionados. La tradición y la cultura judía son muy diversas y heterogéneas, ya que se desarrollaron de modos distintos en las diferentes comunidades, y cada comunidad local incorporó elementos culturales de los distintos países en los que vivieron los judíos del galut.

Si bien el Judaísmo se inicia con el Patriarca Abraham (Génesis, 17:7), la adhesión masiva- y podríamos agregar conciente-de los hijos de Israel se produce ya en el desierto cuando D’os, por intermedio de Moshé, les adelanta el contenido de la Torá y ellos se pronuncian diciendo:
“Todo lo que mandó el Eterno haremos y escucharemos” (Éxodo, 24:7). A partir de entonces quienes nos consideramos judíos estamos comprometidos con los preceptos y, como complemento de ellos, con las enseñanzas de nuestros rabanim. Compromiso que recordamos- y renovamos- cada día en dos oportunidades, cuando recitamos el Shemá.
Ya dijimos que el judaísmo está también constituido por una tradición y una cultura, pero su raíz y esencia es sólo una: La Torá . No se entiende una tradición y una cultura judaicas sin religión. Incluso el Sionismo es de esencia religiosa o acaso podemos concebir Medinat Israel en un lugar diferente al señalado por D’os, ¿acaso no rechazamos, en un momento particularmente dramático, el establecimiento de un Estado Judío en Uganda?
Si lo anterior lo tenemos lo suficientemente claro, lo que nos cabe es comportarnos como judíos. Para ayudarnos en esta tarea es que concebimos la difusión de estas Cartillas.

SHABAT SHALOM